Arquitectura Web y cuotas de usabilidad

07 de Abril, 2015

EEME BS Marketing Digital

El concepto de arquitectura web aparece de la mano del paradigma Web 2.0, acuñado por O'Reilly hace una década. Como paso hacia adelante, la Red comienza a ser un espacio donde el usuario la hace crecer y participa con ella. Se deja atrás al lector de texto plano, que no participa y se convierte al internauta en parte activa de la Red, un actor que alimenta algoritmos y acelera búsquedas. Nace la era de la interacción, aparece la Red tal y como la entendemos actualmente.

Arquitectura Web y cuotas de usabilidad

Este cambio de filosofía es paralelo al avance técnico que experimenta Internet. Aumenta la velocidad, aumentan los accesos, mejora el marcado HTML, PHP gesta webs dinámicas y aparece CSS (hojas de estilo en cascada), que va a permitir en un primer momento comenzar a diseñar webs que facilitan la interacción con los usuarios.

Actualmente hablamos de HTML5, CSS3, jQuery y navegadores web inteligentes que permiten al usuario de la Red sentirse literalmente inmerso en ella. De esta manera, consultamos la prensa como nunca antes lo habíamos hecho, participamos en concursos y promociones, gestionamos pagos y cobros, compramos, consumimos y disfrutamos en la Red a través de redes sociales. Más aún, esto ya no lo hacemos desde el PC, sino desde nuestros dispositivos móviles, que cuentan con características distintas a la de un ordenador portátil como puede ser la resolución, el tamaño de pantalla o la potencia del procesador, entre otras. ¿La consecuencia de este avance? La usabilidad. Hemos ganado, como usuarios, enormes cuotas de usabilidad y, por ende, de experiencia desde nuestros dispositivos.

Actualmente hablamos de HTML5, CSS3, jQuery y navegadores web inteligentes que permiten al usuario de la Red sentirse literalmente inmerso en ella

Las empresas que dirigen sus acciones de marketing hacia la Red saben de la importancia de contar con una web corporativa que les sirva de base para establecer una red de relaciones con sus clientes y potenciar sus distintas áreas de negocio. La web corporativa debe estar a la altura de las exigencias del usuario y proporcionar de manera rápida una respuesta a las diferentes demandas del mismo.

La arquitectura web comprenderá, por tanto, todos los procesos y decisiones encaminadas a lograr en el usuario una experiencia de navegación acorde con las expectativas del producto que ofrecemos. El diseño de la web corporativa estará en concordancia con la misión, la visión y los valores que impregnan la cultura empresarial de nuestra firma. Todos sus elementos deberán estar coordinados para que el visitante se sienta igual que si visitara nuestra sede, nuestras tiendas o nuestras oficinas.

¿De qué elementos hablamos? ¿Cuál es el proceso?

En primer lugar, deberemos tener claro qué queremos ofrecer en nuestra web corporativa. Cuáles serán las secciones principales que destacaremos y cómo se accederá a ellas y desde qué puntos. Siempre existirán webs principales (Sobre nosotros, Blog, Contacto, Soluciones, etcétera) que deberán ser accesibles desde nuestra web principal, la cual no debería mostrar demasiado contenido en sí, sino únicamente configurarse como portal de acceso a nuestra empresa.

A partir de este punto, deberemos diseñar los accesos a través de menús (superiores, laterales, en pie de página), elegir un marco de trabajo que nos facilite la ejecución de un diseño fluido que se adapte a los distintos tamaños de pantalla y resoluciones (por ejemplo, Bootstrap), cuidar las tipografías, los colores acordes con nuestra imagen corporativa, proporcionar de manera inteligente formularios para conseguir información y suscripciones de nuestros visitantes, usar imágenes en slides, ofrecer el contenido en una segunda lengua, vincular al cliente con nuestras redes sociales y un largo etcétera que debe ir encaminado a optimizar el esfuerzo de nuestras acciones de marketing.

La arquitectura web comprenderá, por tanto, todos los procesos y decisiones encaminadas a lograr en el usuario una experiencia de navegación acorde con las expectativas del producto que ofrecemos

En consecuencia, el intenso proceso de mejora en la usabilidad de la Red exige a la empresa contar con soluciones adecuadas en relación al diseño web de su portal corporativo que le permita gestionar adecuadamente su imagen en la Web.

Acepto expresamente la política de privacidad y envíos electrónicos de EEME BS.

Únete en Facebook

Súmate a Google+

Síguenos en Twitter